VARIAS ESPECIES NO SÓLO COMEN MICROORGANISMOS, SINO TAMBIÉN CRUSTÁCEOS

VARIAS ESPECIES NO SÓLO COMEN MICROORGANISMOS, SINO TAMBIÉN CRUSTÁCEOS

Bob Esponja podría ser carnívoro

Hace dos décadas se descubrió la primera esponja marina carnívora en el Mediterráneo y, desde entonces, no han dejado de censarse nuevas especies.

Esponja carnívora en la costa de EEUU
Esponja carnívora en la costa de EEUU | Monterey Bay Aquarium Research Institute

El personaje de ficción, además de vivir en el recóndito Fondo de Bikini ubicado en el atolón oceánico de mismo nombre, trabaja de cocinero en el Crustáceo Crujiente, donde cocina Cangreburguers con más deleite del que tiene para comérselas. Bob Esponja, además de un cándido personaje televisivo, representa a una de las especies más extendidas de nuestro planeta: el de las esponjas marinas.

¿Comen Cangreburguers las esponjas marinas? Primero habría que saber de qué están hechas, porque dicho así suena a que llevan cangrejo, pero deben su nombre al cangrejo que regenta el local. De hecho, uno de los grandes secretos de la serie de dibujos que ha encandilado a miles de niños en todo el mundo, es el ingrediente que hace que el plato sea tan codiciado. Por eso la receta se custodia en un papel guardado en una botella secreta. Sin embargo en un capítulo se insinúa que ese 'toque mágico' lo da el pláncton.

Ahora retomemos la pregunta: ¿cómen pláncton las esponjas marinas de la vida real? La gran mayoría de ellas se alimentan de microorganismos que 'filtan' a través de su cuerpo. El funcionamiento es que absorben el agua que les rodea, toman las partículas de las que pueden alimentarse y, junto con el agua, expulsan los microbios que pudieran contener. De hecho, se pensaba que todas las esponjas funcionaban más o menos así. Hasta 1995.

Entonces un grupo de investigadores encontró en el Mediterráneo un grupo de esponjas que se comportaban de forma diferente: no captaban partículas alimenticias, sino crustáceos microscópicos. Eran carnívoras.

Desde entonces hasta ahora, dos décadas después, se han identificado un par de decenas de especies similares en diversos puntos del planeta, y se estima que el número sea mucho mayor. De hecho, acaban de descubrir cuatro nuevas.

Según explicaciones de Lonny Lundsten, investigador marino que ha perseguido el hallazgo de este tipo de esponjas en los últimos años con investigaciones como esta, en un origen estas esponjas debieron tener una forma de alimentación similar a la de sus congéneres, pero el hecho de vivir en lugares con menor concentración alimenticia en el agua les hizo evolucionar y variar su dieta.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.