HACKEO EN LA RED SOCIAL

HACKEO EN LA RED SOCIAL

Si tienes Instagram, tus datos están en venta: tu teléfono y tu email por 10 dólares

Igual te conviene cambiar los datos de acceso a tu cuenta de Instagram: demasiada gente puede tenerlos.

Instagram
Instagram | Agencias

Los hackeos están a la orden del día. Nos guste o no, que alguien consiga el acceso a nuestra cuenta y la use de una manera determinada ya casi ni nos sorprende, por el frecuente y ascendente número de intromisiones de este tipo.

Y lo peor es que, a estas alturas de vida, seguramente nadie pueda presumir de no haber sido hackeado nunca. Si tenemos en cuenta que los hackeos se hacen a nivel global y en grandes plataformas, seguramente no te hayas librado: o te hackearon en Hotmail, o en Yahoo, o en Flickr, o en Facebook... Otra cosa es que hayas tenido suerte y nadie se haya dedicado a trastear en tus documentos o no haya hecho un uso claramente perjudicial de tu información. Como mucho, habrán mandado emails de spam desde tu dirección, pero poco más.

Nuevo hackeo: ahora en Instagram

Pero lo peor es que ninguna plataforma, por grande y segura que aparentemente sea, es capaz de librarse de este tipo de prácticas. La última perjudicada, de hecho, es nada menos que la red social en mayor auge en este momento: Instagram. Lo supimos hace poco: la API de Instagram tenía varios fallos de seguridad en sus accesos, con lo que varios hackers habían podido acceder a las bases de datos. Una vez dentro de ellas, podían conocer no solo el correo electrónico vinculado a una cuenta de Instagram, sino, en ocasiones, también su número de teléfono.

Esta situación se vuelve especialmente grave en un caso: el de los usuarios de Instagram que son personas famosas, ya que algunos datos privados son más delicados que otros, y el número de teléfono puede acabar siendo la puerta de entrada perfecta para que un hacker entre en el dispositivo de una persona y robe, por ejemplo, sus fotos personales.

Tus datos también están a la venta

Y si esto ya parecía grave, quizá lo peor de todo es que una gran base de datos ha sido liberada, con lo que está al alcance de cualquiera que tenga la suficiente curiosidad y la suficiente mala idea. Los responsables de Ars Tecnica accedieron a una base de datos con cuentas de cerca de 10.000 usuarios: de todos ellos, 9.911 tenían incluido su número de teléfono, 5.341 su correo electrónico y 4.341 las dos cosas.

Todo ello, además, a cambio de un precio insustancial: 10 dólares. Bastaba con pagar esa cantidad para hacer una consulta en el perfil de una persona para acceder a unos datos que, si hay mala suerte, permitirán llevar el hackeo hasta unas consecuencias mucho más perjudiciales para todos los afectados.

Pero no solo los famosos están en peligro: en realidad, cualquier otro usuario puede encontrar sus datos en riesgo de ser utilizados si su cuenta ha sido expuesta en esa base de datos. Quizá pueda parecer impensable o irrelevante que alguien quiera pagar 10 dólares por tener los datos de contacto de tu cuenta de Instagram, pero la realidad es que, si quiere, puede hacerlo.

Mientras tanto, Instagram se ha puesto manos a la obra para solucionar el problema e intentar evitar que vuelva a ocurrir. Pero, si crees que tus datos pueden estar en peligro, aún estás a tiempo de intentar cambiarlos.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.